Nuevas opciones económicas y de aprendizaje siguen presentándose para los moradores de la cuenca de río Indio. Esta vez, tocó el turno a quienes aceptaron la invitación para convertirse en apicultores o productores de miel de abeja y que tras ocho meses de trabajo, lograron su primera cosecha.

Esta es una iniciativa que forma parte de los proyectos complementarios para el manejo de esta Cuenca y es desarrollada en conjunto con el Ministerio de Desarrollo Agropecuario (MIDA), que designó a los técnicos a cargo de diferentes jornadas de capacitación teórico-prácticas para los participantes, además de visitarlos y asesorarlos en cada uno de los apiarios o conjunto de colmenas establecidos.

Se trata de una idea contemplada en el proyecto de Comercialización y Nuevos Negocios, que busca motivar a los lugareños con nuevos conocimientos e iniciativas,  para que puedan ampliar sus fuentes de ingresos, a través de actividades como la apicultura o cultivo de miel,  con la que obtienen beneficios a corto plazo, y que les permite continuar con sus labores productivas habituales.

En esta ocasión participaron productores de las comunidades de El Congo, Los Cedros y Las Cruces, todas ellas del corregimiento de La Encantada de Chagres, así como otro grupo de la comunidad de Santa Rosa 2, del corregimiento de Santa Rosa de Capira. A los interesados se les dotó de los insumos y las capacitaciones para que se iniciaran en esta interesante actividad y en el futuro puedan ampliar su nuevo negocio.

Se tiene previsto una segunda cosecha de estas colmenas durante el mes de abril; además, se realizan reuniones con grupos de agricultores en otros puntos de la Cuenca, con la finalidad de motivarlos para que también participen.